Naturaleza

La región ofrece fabulosas áreas protegidas para disfrutar. Para pasear a pie o en bicicleta, contemplar los bellos acantilados y el verde intenso de las montañas, escuchando a los pájaros o simplemente disfrutar del silencio; todo sirve de pretexto para vivir intensamente la experiencia de este destino. Para los más aventureros, los jeep safaris son la opción ideal para explorar los caminos de las montañas y la costa.

Junto a las paradisíacas playas de la zona de Portimão, se encuentra una de las mayores riquezas naturales de nuestro país - la Sierra de Monchique. De rara belleza y exuberante vegetación, Monchique ofrece una villa termal en el corazón de las montañas, propicia a momentos de calma y tranquilidad, siendo el lugar ideal para "recargar energías".